David Pynchon mirant l'abisme...

Llegiu maleïts: Snuff (II)

Destarifat el dilluns, 9 març, 2015 per Walden Regall

Durante la Primera Guerra Mundial, le conté, Hitler había sido corredor, encargado de entregar mensajes entre las trincheras alemanas, y le asqueaba ver que sus soldados compatriotas visitaban los burdeles franceses. Para mantener los linajes arios puros, y evitar la propagación de enfermedades venéreas, hizo fabricar una muñeca inflable que las tropas nazis pudieran llevarse a la batalla. El mismo Hitler diseñó las muñecas con el pelo rubio y los pechos grandes. El bombardeo aliado de Dresde destruyó la fabrica antes de que las muñecas pudieran tener una distribución masiva. Créetelo

Snuff (2008). Chuck Palahniuk

Destarifa o aporta la teua opinió.